Los guantes de látex tienen la característica de ofrecer una mayor facilidad en los gestos del trabajo a desarrollar, de esta manera, permite obtener comodidad del soporte textil y una buena resistencia al desgarro. Por ello el uso de estos equipos de protección individual podría utilizarse en trabajos que tengan que ver con la manipulación de productos congelados, industria o limpieza, entre otros.

En cuanto a los guantes con soporte de baño de látex, que están fabricados con caucho natural, permiten un mejor agarre y adherencia a los materiales. Están indicados para trabajos que exigen una buena resistencia a cortes y al mismo tiempo puedan tener tacto y flexibilidad como el caso de los sectores industriales, construcción y agrícola.

Un uso muy conocido de este tipo de guantes es el exclusivo, en caso de sanidad u hostelería, o múltiple reducido en ciertas tareas como limpiezas ligeras que en general suelen ser poco exigentes y trabajos que estén en contactos húmedos, como son el proceso de embalado de frutas y verduras.

Es importante asegurarse de que estos guantes son revisados y cerciorarse de que no presentan ningún corte  al finalizar la jornada laboral, ya que al ser más flexibles pueden dañarse con mayor facilidad que otros y normalmente se utilizan para trabajos muy específicos.

Como conclusión, se puede destacar una ventaja diferencial frente a otro tipo de guantes que sería que permiten una mayor movilidad y mejor destreza a la hora de realizar el trabajo, facilitando la correcta posición del individuo.

En MAFEPE como diseñadores y fabricantes de guantes ofrecemos una amplia gama de guantes de látex que se ajustan a las necesidades de cada profesión.